martes, 18 de junio de 2013

SEGUROS EN LAS MANOS DE JESÚS


Mis ovejas oyen mi voz, y yo las conozco, y me siguen, y yo les doy vida eterna; y no perecerán jamás, ni nadie las arrebatará de mi mano. Juan 10:27, 28.

Cuando Satanás escuchó las palabras “pondré enemistad entre ti y la mujer, y entre tu simiente y la simiente suya”, sabía que se daría poder a hombres y mujeres para resistir sus tentaciones. Advirtió que su aspiración a ser príncipe del mundo recién creado habría de ser desafiada; que vendría Uno cuya obra sería fatal para sus propósitos malignos; que él y sus ángeles serían vencidos para siempre. Su certeza de poseer cierto poder, su sentido de seguridad, se esfumó. Adán y Eva habían cedido a sus tentaciones, y su posteridad sentiría la fuerza de sus asaltos. Pero ellos no quedarían sin un ayudador. El Hijo de Dios vendría al mundo, para ser tentado en lugar de nosotros y vencer en lugar de nosotros.

domingo, 16 de junio de 2013

UN MAESTRO ENVIADO DE DIOS


Pero si yo por el Espíritu de Dios echo fuera los demonios, ciertamente ha llegado a vosotros el reino de Dios. Mateo 12:28.

En las poderosas obras de Cristo había suficiente evidencia para convencer a cualquiera. Pero los dirigentes judíos no querían la verdad. No podían dejar de reconocer la realidad de las obras de Cristo, pero las condenaron todas. Se vieron obligados a reconocer que un poder sobrenatural estaba presente en su obra, pero dijeron que su poder provenía de Satanás. ¿Será que en efecto creían esto? No, pero estaban tan resueltos a impedir que la verdad los condujera a la conversión que adjudicaron la obra del Espíritu de Dios al diablo…

domingo, 9 de junio de 2013

LA LIMPIEZA DEL TEMPLO





Mi casa es casa de oración; mas vosotros la habéis hecho cueva de ladrones. Lucas 19:46.

¿Por qué se despertó la indignación de Cristo cuando entró en los atrios del Templo? Su mirada recorrió la escena, y vio en ella la deshonra de Dios y la opresión del pueblo. Escuchó los mugidos de los bueyes, el balido de las ovejas y las discusiones entre los que vendían y los que compraban. En los atrios de Dios hasta los sacerdotes y los dirigentes estaban involucrados en los negocios… Cuando la atención de estos fue dirigida hacia él, no podían quitar su vista de su rostro, porque había algo en su semblante que los asombraba y llenaba de terror. ¿Quién era él? Un humilde galileo, el hijo de un carpintero que había trabajado con su padre en su oficio; pero, al contemplarlo, sentían como si hubiesen sido llamados ante el tribunal…

lunes, 20 de mayo de 2013

LA VERDADERA TEMPERANCIA ES VIVIR UNA VIDA BALANCEADA


¿No sabéis que sois templo de Dios, y que el Espíritu de Dios mora en vosotros? 1 Corintios 3:16.

Aquí se nos da únicamente una oportunidad de vida; y la pregunta de todos debiera ser: “¿Cómo puedo invertir mi vida de manera que produzca la mayor ganancia?” La vida es valiosa solo cuando la mejoramos para el beneficio de nuestros congéneres y la gloria de Dios. El cultivo cuidadoso de las habilidades con las que el Señor nos ha dotado, nos calificará para una utilidad más elevada aquí y una vida superior en el mundo venidero.

domingo, 19 de mayo de 2013

LA LUZ DEL MUNDO


Porque en otro tiempo erais tinieblas, mas ahora sois luz en el Señor; andad como hijos de luz. Efesios 5:8.

Cristo dijo a sus discípulos: “Vosotros sois la luz del mundo” (Mat. 5:14). Así como el sol sale en el cielo para llenar el mundo de luz, los seguidores de Jesús derraman la luz de la verdad sobre los que están tanteando en las tinieblas del error y la superstición. Pero, los seguidores de Cristo no tienen luz por sí mismos; es la luz del cielo que cae sobre ellos la que ha de ser reflejada por ellos hacia el mundo…

La luz de la vida es ofrecida gratuitamente a todos. Cada uno que lo desea, puede ser guiado por los brillantes rayos del Sol de Justicia. Cristo es el gran remedio para el pecado. Nadie puede alegar sus circunstancias, su educación o su temperamento como una excusa para vivir en rebelión contra Dios. Los pecadores lo son por su propia elección deliberada. Nuestro Salvador dijo: “Y esta es la condenación: que la luz vino al mundo, y los hombres amaron más las tinieblas que la luz, porque sus obras eran malas. Porque todo aquel que hace lo malo, aborrece la luz y no viene a la luz, para que sus obras no sean reprendidas” (Juan 3:19, 20)…

sábado, 18 de mayo de 2013

UN DÍA A LA VEZ


Para que andéis como es digno del Señor, agradándole en todo, llevando fruto en toda buena obra, y creciendo en el conocimiento de Dios. Colosenses 1:10.

Recuerdo un incidente que leí una vez, acerca de un anciano que había quedado maltratado por el trabajo duro, pero estaba buscando algún empleo para obtener medios. Un noble que necesitaba que le cortaran cien fardos de leña se enteró del deseo del anciano. Le dijo que si le cortaba la leña le daría cien dólares por el trabajo. Pero el anciano respondió que no podría hacer tal cosa. Era un anciano, y no era capaz de emprender tal tarea. “Pues bien –dijo el noble hacendado– hagamos un trato diferente. ¿Puede cortar un fardo de leña hoy? Si lo hace, le daré un dólar”. Se hizo el trato, y el anciano cortó el fardo de leña ese día. “Entonces –dijo el noble–, puede cortar otro fardo mañana”, y así fue sucesivamente, hasta que todo el trabajo fue completado. En cien días se completó el trabajo, y el obrero tenía tan buena salud como cuando comenzó el trabajo. Pudo hacer un fardo a la vez; pero, cuando se le presentó todo el trabajo su cumplimiento pareció imposible.

martes, 14 de mayo de 2013

POCO TIEMPO


¡Ay de los moradores de la tierra…! porque el diablo ha descendido a vosotros con gran ira, sabiendo que tiene poco tiempo. Apocalipsis 12:12.

Jesucristo es el único refugio en estos tiempos peligrosos. Satanás obra en secreto y oscuridad. Astutamente, aparta a los seguidores de Cristo de la cruz, y los conduce a la autoindulgencia y la maldad.

Satanás se opone a todo lo que fortalecerá la causa de Cristo y debilitará su propio poder… Él nunca descansa por un instante cuando ve que el bien está ganando ascendencia. Tiene legiones de ángeles malvados que envía a todo lugar donde la luz del cielo está brillando sobre el pueblo. Allí estaciona sus guardias para atrapar a cada hombre, mujer o niño descuidado, y pasarlos a su servicio…